• compartir

Orco de la vida real: Hombre se opera para ser una de las criaturas de El Señor de los anillos

Todo el mundo tiene un personaje favorito

Muchos de nosotros tenemos nuestros personajes favoritos, aquellos que admiramos por diferente razones y que hasta hemos llegado a imitar. Incluso en ocasiones especiales como fiestas de disfraces o Halloween, seguro nos hemos vestido como alguien de nuestras sagas favoritas como Star Wars o El Señor de los Anillos.

El Señor de los Anillos

Aunque existe el cosplay, hay quienes llevan su fanatismo a los extremos. Ya vimos lo que un joven es capaz de hacer para tener los poderes de su superhéroe favorito. Ahora tenemos a un adulto que ha usado su tiempo y su dinero para parecerse a un habitante del mundo de El Señor de los Anillos.

De tatuador a orco de El Señor de los Anillos

Fernando Franco de Oliveira es un hombre de Brasil que tiene un estudio de tatuajes en la ciudad de Tatui. Su amor por los tatuajes y el ‘dolor de las agujas’ ha llevado a Oliveira a cambiar su cuerpo de maneras muy drásticas y dolorosas para tener el aspecto de un orco de El Señor de los Anillos.

El cuerpo de Oliveira está casi lleno de tatuajes, con excepción de las palmas de sus manos y las plantas de sus pies. Incluso sus ojos han sido tatuados para darles un aspecto totalmente negro, pero, aunque suena doloroso, este no es el cambio más extremo que ha hecho a su cuerpo.

El Señor de los Anillos

Oliveira decidió tatuarse toda la piel con un tono azul oscuro, además de que se colocó implantes en la cabeza que simulan pequeños cuernos. No sólo hizo adiciones a su cuerpo, también se mutiló la lengua para tenerla bifurcada y las orejas para darles un aspecto más de orco de El Señor de los Anillos.

El cambio más drástico, incluso para el mismo tatuador, fue el de quitarse la nariz. Oliveira admite que fue muy doloroso y que requirió de muchos cuidados, pero que ya puede respirar de manera normal. No mentía al decir que es fanático del dolor ya que dice que no parará y tiene planeado hacerse más injertos en su cabeza y moldear sus orejas para que estén más puntiagudas. ¿No había orcos de El Señor de los Anillos más sencillos de imitar?

Para más noticias, te recomendamos:

[Fuente].