• compartir

Reseña: ‘Humankind’ – Pesado, complicado y desafiante

Humankind

Humankind

Calificación 7.8
  • Género: Estrategia
  • Plataforma: PC
  • Estreno: 17/08/2021
  • Publicador: SEGA
  • Desarrollador: Amplitude

Resumen

Humankind es un juego entretenido, pero también muy complicado de abordar para aquellas personas ajenas al género de estrategia. Desde el inicio te bombardea con información y tienes que prestar mucha atención a todo para aprender rápido. Si te interesa el género, es un título al que le debes brindar una oportunidad.

Positivo:

  • Es complicado, pero entretenido
  • Sientes que sí persigues una recompensa
  • Libertad de elección y desarrollo

Negativo:

  • La curva de aprendizaje es muy amplia
  • La interfaz de usuario se siente saturada
  • Hay confusión en cómo obtienes los resultados

¿Es para los fans de juegos tipo Civilization?

Mis primeros minutos con Humankind fueron complicados y pesados. Pensé que esto era como Age of Empires o un poco de Settlers of Catan, pero luego me di cuenta de que se trataba de una posible competencia directa de la serie Civilization.

La idea de llevarte del neolítico hasta el punto más moderno de la era de la humanidad no sonará nada atractivo para ese jugador ‘hardcore’ que ama propuestas como Bloodborne y Dark Souls, sin embargo, el amante de las propuestas de estrategia encontrará una propuesta nueva por explorar.

Humankind es un título con una larga curva de aprendizaje donde tienes que aprender muchas cosas. No solo es ‘mover tus monitos’ de un punto a otro, también se trata de elegir asentamientos, desarrollar ciencia y llevar el diálogo entre culturas por el camino pacífico o el de la guerra.

No es otro juego donde la estrategia bélica es la que gana, todo lo contrario, se trata de una propuesta de mucho pensamiento, prueba y error, y alejarte de ese lamentable momento en el que tal vez sientas que no sabes qué rayos estás haciendo. ¿Vale la pena? Vamos a contarte.

Todo comienza en el neolítico

Humankind no se explica solo, para nada, necesitas poner atención a todo lo que sucede. Comienzas desde la era del neolítico con una tribu que anda de nómada. Te mueves a través de un mapa con mosaicos en forma de hexágonos y tienes movimientos limitados por turno.

El inicio es muy básico, recolectas comida aquí y allá, cazas animales y tienes algunos combates con otras tribus. Todo el desarrollo es muy directo y Humankind se siente realmente básico y sencillo, pero conforme avanzas, cambias de era y el juego se ajusta a la creación de asentamientos.

Humankind

Ya no puedes estar yendo de un lado para otro sin un propósito, debes desarrollar una cultura, ciencia, arte y demás. El juego se torna complicado, porque si no pones atención a lo que estás haciendo, te pierdes y solo te preocupas por cazar y moverte de un punto a otro.

Este es un juego de estrategia que requiere mucha dedicación, lectura y atención en cada uno de los detalles, ya que una buena decisión trae recompensas, mientras que una mala, solo te hará caer en la confusión. Incluso si no pones atención, puedes encontrarte sin ‘dinero’ y no sabes cómo fue qué sucedió.

También te recomendamos: Death Stranding es tan complicado que ni sus bromas se entienden

La carrera de la humanidad

Vale la pena hacer hincapié en que Humankind tiene toda el alma de juego de PC de antaño donde todo se centraba en la estrategia y en pequeñas animaciones que solo se veían en esta plataforma. En estos momentos que parecen una ligera pausa en la tormenta, realizas negociaciones con otras sociedades.

¡Ah caray! ¿Sociedades? Sí, pasas de tener una tribu a comenzar una civilización y las opciones son variadas y emocionantes (aunque no lo parezca). Comenzar a crear ciudades, desarrollar ciencia y seguir cazando genera una emoción indescriptible cuando estás obteniendo resultados que tal vez no comprendas cómo lo estás logrando.

Incluso hay varios momentos en los que de pronto, por un crecimiento muy básico, obtienes el reconocimiento de otra sociedad y eso hace que sigas adelante en la partida. Claro, en todo esto interviene hasta el punto de elegir entre una religión monoteísta o politeísta. Son muchas cosas las que están en desarrollo.

Ahora bien, lo importante de esto es que debas comprender el juego a estas alturas porque si no, vas a chocar con pared después de un buen rato y la experiencia puede resultar un tanto frustrante para todos.

Humankind y sus culturas

Al cumplir ciertas metas ganas ‘era stars’, las cuales sirven para ganar fama y avanzar entre las distintas eras. Ahora bien, cada cultura tiene un desarrollo clave: expansión, agricultura o ciencia. Obtener estrellas te ayudará a conseguir más logros y obtener mucha más fama.

Cada civilización va a tener ciertas fortalezas, unas pueden tener énfasis en la diplomacia, otras serán buenas para los estudios y para la misma agricultura. Todo lo que hagas tendrá alguna clase de influencia territorial la cual ayudará a expandir lo que podrías considerar un imperio en Humankind.

Lo curioso de Humankind recae en la forma en que la sociedad que estás construyendo vive con las demás. Habrá veces que terminarás pasando otras fronteras y tendrás que negociar recursos como el agua o una mina. También puedes formar alianzas y hacer un poco de geopolítica.

Ahora, el sistema de combate, cuando se arma la guerra, es ciertamente difícil de comprender. No funciona como en Age of Empires donde tienes diferentes clases de combatientes. La verdad es que opté por jugar este apartado en automático y me encontré con que siempre sucedía lo mismo: 12% de mi ejército terminaba diezmado.

Humankind y su libertad de elección

El desarrollo de juego de Humankind no dicta que sigas los mismos pasos que una civilización preestablecida por la misma historia, tu puedes elegir los temas de la religión, desarrollo cultural y demás. Eso es lo que vuelve al juego entretenido pues ayuda a que tu imaginación se mezcle con tu estrategia.

Finalmente, el juego se trata de que crees una sociedad hasta el punto mal alto de lo que crees que puede llegar la humanidad. Tus decisiones deberían de volver el juego mucho más complicado y difícil, pero no pasa eso. Es como si el objetivo fuera distinto al que crees que es.

Humankind

Simplemente, te vas a enfrentar a transiciones entre eras y estas traen cierto nivel de consecuencias y ajustes. Vas a terminar llegando a un punto en que llegaste al presente y tu toma de decisiones dicta el curso de la humanidad en Humankind.

La base siempre será la de subir los números de tu sociedad, dinero, desarrollo de agricultura, manejar bien los turnos para que tengas lo más pronto posible los avances de ciencia que necesites y contar con una buena planeación para un juego muy clavado.

La diferencia de jugar con RTX y DSLL

Humankind tal vez no sea un juego exigente en el apartado de hardware, sin embargo, eso no quiere decir que no pueda aprovechar un poco de apoyo por parte de una buena tarjeta de video, especialmente con una NVIDIA GeForce RTX. Esto es porque vas a poder jugar con todos los elementos en la calidad más alta.

Las únicas veces en las que Humankind podría ponerse exigente es cuando la pantalla está saturada de elementos, sin embargo, gracias a la tecnología DSLL de NVIDIA esto no sucede y, sin problemas, el rendimiento nunca va a decaer.

Humankind

En nuestra prueba de cuadros por segundo, usando la aplicación de Riva Turner, el juego siempre estuvo entre los 88 y 89 cuadros por segundo cuando ajustamos este apartado a 90. A eso debemos añadir que también dependes de un monitor de al menos 144 hz para tener esa taza de refresco.

En conclusión, es un buen diferenciador, más si tomamos que jugamos con una 3060ti que cumple cabalmente con el objetivo de entregar una experiencia sólida y sin problemas en el apartado de rendimiento.

¿Una presentación eficiente?

Humankind no necesita que tengas una tarjeta de alta gama o un equipo súper dedicado a los videojuegos. Finalmente, no brilla por sus gráficos, texturas llenas de detalle y demás elementos de apreciación subjetiva.

El objetivo de esta clase de juegos es entregar una interfaz de usuario lo más clara posible para el juego sea amigable y comprensible. Humankind está repleto de elementos por todos lados: opciones para la diplomacia, asentamiento de ciudades, contador de turnos, manejo de recursos y más.

Es probable que el jugador promedio sin conocimiento de estos juegos se sienta sofocado por tanta información, pero, así funcionan estos títulos y esa es parte de la naturaleza. Si no han encontrado la manera de hacer la experiencia mucho más amigable, es por algo.

El mapa podría tener ciertas mejoras, especialmente al inicio cuando necesitas comprender mejor las delimitaciones de las áreas conquistadas, pero, de menos es un sistema funcional. Con todo esto, es hora de decirte si vale la pena o no que te compres Humankind.

¿Deberías comprar Humankind?

El mayor problema de Humankind es que se compara directamente con Civilization y eso puede causarle problemas que el público que está clavado con la franquicia de Sid Meier, pero, tiene una buena oportunidad para crear una buena base de fans.

Humankind es un juego entretenido, pero también muy complicado de abordar para aquellas personas ajenas al género de estrategia. Desde el inicio te bombardea con información y tienes que prestar mucha atención a todo para aprender rápido. Si te interesa el género, es un título al que le debes brindar una oportunidad.

Humankind

Jugamos Humankind en PC con un código proporcionado por un representante del publisher en la región.