• compartir

Mikey de Tokyo Revengers ya tiene su estatua dorada en Japón

Mikey de Tokyo Revengers ya tiene su estatua dorada en Japón

En Japón abre sus puestas una exhibición de Tokyo Revengers donde la atracción principal es una gran estatua de Mikey. ¡Pero no es lo único!

Desde el pasado 29 de enero comenzó una exposición de Tokyo Revengers en Ikebukuro, parte del barrio de Toshima en la ciudad de Tokyo, Japón.

Su nombre es Tokyo Manji Revengers Exhibition y comprende una serie de ilustraciones, artes conceptuales y diseños exclusivos creados por Ken Wakui.

Wakui es el creador del manga original en el cual se basa el exitoso anime de LIDEN FILMS, y de paso, la película live-action.

Tokyo Revengers consigue su propia exhibición

Esta exhibición se mantendrá abierta hasta el 14 de febrero en World Import Mart. Aunque está más que nada centrada en el manga también tiene contenido de sus adaptaciones animada y fílmica.

Parte de ellas están dedicadas a Takemichi Hanagaki, el protagonista de la historia. También habrá secciones del manga relacionados a algunos de los conflictos más importantes al interior de este y que son de los más populares.

Draken se queda sin voz para la segunda temporada de Tokyo Revengers

Otras actividades que pueden realizarse en esta exposición de Tokyo Revengers son tomarse una foto conduciendo la bicicleta con Mike detrás.

Hay otro montaje donde aparece este personaje como líder de la Tokyo Manji Gang, y desde luego, los uniformes empleados por miembros de esta pandilla.

Hasta aparece la moto que fue la ‘manzana de la discordia’ y llevó a la muerte a su hermano. Pero hay algo que en verdad acapara la atención.

Mikey de Tokyo Revengers ya tiene su estatua dorada en Japón
Mikey de Tokyo Revengers ya tiene su estatua dorada en Japón

El creador de la serie contribuyó con mucho material

Es una estatua gigante de Mikey de color dorado. Él yace de un lado, acostado y sonriendo con los ojos cerrados. ¿Cuál es el propósito de esta efigie? Quizá quienes leen el manga podrán entenderla, pero para quienes solo siguen el anime será un misterio.

Lástima que este monumento es algo tan temporal como esta exhibición. Sin duda es una pena que nos encontremos en tiempos del COVID-19 y que todo termine a mediados de febrero.

Muchos fans internacionales de Tokyo Revengers de seguro querrían asistir a ver el trabajo de Ken Wakui, así como para tomarse algunas fotos. Pero la situación provocada por la pandemia dificulta viajar a Japón en estos momentos.

Lo malo es que este tipo de exposiciones rara vez salen del país del Sol Naciente. Ahí es cuando una contraparte virtual sería útil para que los aficionados extranjeros disfruten parte de lo que ofrecen.

Fuente.