• compartir

Reseña: ‘Bravely Default II’ – RPG encerrado en la vieja escuela

Bravely Default II

Bravely Default II

$1,350.00 MXN
7.1

Jugabilidad

8.5/10

Historia

6.0/10

Diversión

7.0/10

Gráficos y sonido

7.0/10

Positivo

  • El sistema de combate es muy entretenido
  • Algunas narrativas secundarias son interesantes
  • El sistema de jobs es atractivo y profundo

Negativo

  • Gran parte del juego se enfoca en subir de nivel
  • El desarrollo de la historia es pobre y cae en el cliché
  • La presentación no es extraordinaria

¿Es justo alabar a un juego encerrado en una zona de confort?

Bravely Default II es un título ‘moderno’ pintado a la antigua. ¿Por qué? Cuenta con todos los elementos tradicionales que acompañan a los RPG orientales desde hace décadas: cristales mágicos, el tradicional héroe, la princesa empoderada que también necesita ayuda, villanos muy malos y magia.

Este RPG parece hecho con un molde muy específico, una receta muy sutil, justa y funcional. ¿Para que innovar en algo si podemos perfeccionar lo que ya existe? Bueno, eso está bien y mal, dependiendo del punto desde donde se vea.

Bravely Default II está bien porque ofrece a su audiencia lo mismo que en las entregas anteriores con un RPG sólido, con mecánicas viejas enfocadas en ‘jobs’ y diseños bonitos. Bravely Default II está mal porque abusa de esos elementos y lo vuelve repetitivo y cansado.

Bravely Default II

¿Vale la pena? ¿Tiene caso adquirirlo ahora que saldrá a la venta en Nintendo Switch? Vamos a ver si de verdad Bravely Default II tiene algo más que ofrecer a los fans del género que a veces no suelen ser tan exigentes solo porque se trata de un producto japonés.

Esquemas tradicionales de narración

La historia de Bravely Default II es la típica del héroe que se salva de la desgracia y por azares del destino termina involucrado en un conflicto de reinos donde alguien está a punto de perder su poder y, para recuperarlo, necesitará la ayuda de extraños.

De ahí ocurre una tragedia, el poder dormido del héroe despierta y la luz de la esperanza comienza a encenderse en una travesía por un mundo enorme lleno de misterios, alianzas y desafíos que superar. ¿Te suena conocida la historia? ¡Claro! Es la base de muchas propuestas RPG de Japón. ¿Para qué moverle? Bueno, Bravely Default II tiene esa prerrogativa y define a sus personajes de un modo muy básico.

Bravely Default II

A pesar de los clichés y la típica narrativa, es posible encontrar algunas historias que te ponen a pensar un poco y te hacen desarrollar algo de empatía por los personajes. Si Bravely Default II diera mayor importancia a estos momentos a un nivel narrativo, no sentirías que estás haciendo el mismo camino de siempre a la hora de querer derrocar al nuevo gobierno que te sacó de tu reino.

Ahora, es fácil decir que todos los RPG japoneses son iguales en sus estructuras, pero, tomemos como ejemplo a Dragon Quest XI; tenemos el camino del héroe, pero también una rotación importante de protagonistas con algo que contar y un desarrollo que seguir. Bravely Default II no da mucha importancia a lo que pueda decir cada uno de sus héroes más allá de una temible persecución.

Un sistema de combate único

Lo que sí vale mucho la pena de Bravely Default II es, sin lugar a duda, su sistema de combate. Para los nuevos, la serie – que de paso no tienen que jugar las entregas pasadas – el término Bravely se refiere a atacar, mientras que Default es defender. Si atacas, gastas un BP el cual recuperas al turno, mientras que al defender acumulas un BP. Durante un turno puedes gastar hasta 4 BP, los cuales tienes que recuperar uno a la vez al llenar una barra.

Este esquema de juego te permite o ser muy ofensivo o precavido y estratega. Gracias a esto, tenemos un sistema de combate único que te hace pensar muy bien en cómo vas a preparar un duelo contra una interesante variedad de enemigos. Por ejemplo, si notas que tienes cuatro monstruos de un nivel menor, gastas todos los BP para acabarlos en una vuelta.

Bravely Default II

Sin embargo, tal vez plantees una estrategia defensiva si de pronto te encuentras con un enemigo que triplica tu salud. A esto debemos añadir que el esquema de acumulación o gasto de BP no solo afecta a tus personajes, también a los enemigos y si tienes a alguien que se defiende mucho, es porque te va a atacar varias veces seguidas y eso puede quebrar tu estrategia.

También te recomendamos: Top 5: Los juegos más esperados del 2021

Los jobs de Bravely Default II son la razón para seguir jugando

Bravely Default II tiene un sistema de jobs basado en piedras llamadas asteriscos que, además de contar con un desarrollo de crecimiento por niveles, desbloquean habilidades pasivas y las tradicionales magias o ataques especiales que gastan puntos de magia o puntos de salud dependiendo del caso.

La gracia de los jobs, además de brindar variedad en los combates como en Final Fantasy Tactics, está en la apariencia que tienen los personajes cuando son un caballero, mago negro o el tradicional aprendiz. Sí, es un aspecto muy superficial, pero jugar con estos elementos aliviana un poco el estrés de esta subiendo de nivel a cada rato.

Bravely Default II

Asimismo, cada personaje cuenta con la posibilidad de tener dos jobs; uno primario y otro secundario. El que colocas primero es el que subirá de nivel con cada combate, mientras que el segundo solo te da las habilidades que hayas desbloqueado previamente. Esto quiere decir que vas a tener que cambiar los jobs en más de una ocasión y eso se traduce en que tus parámetros se vayan ajustando y cambies de armadura y armas.

Por otro lado, las habilidades pasivas que se van desbloqueando conforme los jobs suben de nivel, funcionan de modos muy particulares. Por ejemplo, habrá veces que una habilidad pasiva te permita recuperar puntos de magia a pesar de que los gastas o que seas más fuerte ante ciertos ataques enemigos. Gracias a esto, plantear una estrategia previa se vuelve muchísimo más entretenido de lo normal.

Bravely Default 2 es ‘grindeo-landia’

Un detalle que lastima mucho la experiencia de Bravely Default II recae en que se perdieron muchos elementos de las entregas que salieron en el Nintendo 3DS. Antes, era mucho más fácil subir de nivel con comandos automáticos y un esquema de juego fácil de adoptar. Podías saltarte los encuentros al azar e ir por un camino tal vez más amigable.

Aquí, los enemigos están a la vista y tienes que enfrentarlos para subir de nivel. Esto se vuelve en una tarea repetitiva, cansada y poco recompensante. Cuando tu equipo de héroes en Bravely Default II alcanza cierto nivel, verás que habrá algunos enemigos que correrán despavoridos, mientras que los otros, como si se tratará de Metal Gear Solid, si te ven, te perseguirán hasta que los dejas atrás.

Ahora bien, si sientes que los monstruos están realmente rotos y pegan muy duro, es porque no te has dedicado a subir de nivel lo suficiente. Esto quiere decir que tienes que hacer un ir y venir, una y otra vez, hasta que llegas a un punto en el que ya estás listo, solo para darte cuenta de que tal vez tienes que cambiar de jobs para que se sigan desbloqueando habilidades.

Si, es un ejercicio tradicional, muy a la japonesa, de antaño, que funcionó hace más de 20 años. La serie ya contó con esos ajustes para que la experiencia fuera más llevadera, sin embargo, Bravely Default II te las quita y te deja sin aire. Debes grindear a como dé lugar. No tienes otra opción como para poder avanzar, aún cuando tienes un NPC acompañándote que te da un poco de ayuda dependiendo del capítulo en el que andes.

Presentación mejorada y diseño de personajes

El arte de Bravely Default II recae en Hajime Onuma y Naoki Ikushima, mientras que el diseño en general es de Shota Fukubaru. Sus creaciones nos presentan a personajes cabezones, con cuerpos pequeños que más o menos nos recuerdan a los de Final Fantasy Tactics. Lo más destacado son los detalles en la ropa y que parecen muñecos cuyo material principal es el vinil.

Los escenarios son muy grandes, mientras que tus personajes mientras exploras se ven realmente diminutos. Cada que entras a una taberna o a un palacio, parece que pones pie en una casa de muñecas. Cuando hay un claro cambio de escena, te adentras a un lugar todavía más grande. Incluso, las proporciones no se sienten tan correctas, pero, hablamos de un mundo fantástico.

Bravely Default II

Por otro lado, mientras buscas los cristales que te devolverán tu reino, encontrarás muchas misiones secundarias, algunas más simples que otras, que te dan una serie de recompensas a veces un poco inútiles y en otras algo muy valioso. El colmo puede ser que tengas que ir y venir de una mazmorra a un pueblo local para entregar cubiertos y cantimplora a un explorador.

Otra actividad que sientes que vale la pena porque sucede mientras el juego no está en acción, es la de un barco que se lanza a explorar islas y derrota monstruos. A cambio conseguirás materiales, piedras que otorgan experiencia y demás artículos funcionales que te serán de mucha utilidad en el mediano plazo. Ahora con todos estos puntos expuestos, vamos a resolver esa duda…

¿Tiene caso que te compres Bravely Default II?

Bravely Default II seguro que cumplirá con las expectativas del seguidor de hueso colorado de los RPG orientales, sin embargo, hay que ser realistas y admitir que detrás de unas mecánicas muy vistosas, entretenidas y estratégicas, tenemos un juego con una historia pobre que ya te sabes. Las narrativas  que valen la pena solo son secundarias y el desarrollo de personajes es pobre.

Si vas a jugar este RPG es por qué te gusta mucho la vieja escuela de este género y no te molestan las excesivas horas de grindeo que parecen estar diseñadas para jugadores que tienen mucho tiempo libre. Una vez más, lo atractivo recae específicamente en sus mecánicas de juego las cuales te pondrán a pensar antes de actuar previo a cada duelo.

Finalmente, Bravely Default II es un título cuyas sólidas mecánicas de juego y sistema de jobs sostienen a la tradicional historia que ya te sabes desde hace décadas. El grindeo es excesivo, a veces hasta ridículo y cansado, desbalanceando la experiencia de un modo lamentable cuando las entregas pasadas ofrecían un paquete mucho más balanceado y justo para la experiencia final.

¿Deberías comprar Bravely Default II? Tal vez búscalo en una oferta oferta realmente atractiva y pensando que vas a dedicarle muchas horas de juego.

Jugamos Bravely Default II en Nintendo Switch con un código proporcionado por un representante de Nintendo en nuestra región.