• compartir

El desarrollador de League of Legends es demandado por machismo, sexismo y acoso

League of legends

Riot Games ahora enfrenta una demanda laboral interpuesta por una empleada y una ex empleada del estudio

El estudio detrás de League of Legends, uno de los videojuegos más populares e importantes de la actualidad, Riot Games, ha sido formalmente demandado por permitir y fomentar prácticas de sexismo, machismo y acoso sexual en contra de las mujeres que trabajan en la compañía.

Las demandantes Melanie McCracken y Jessica Negron, empleada y ex empleada de la compañía respectivamente, ingresaron la querella formalmente el día de ayer, 5 de noviembre de 2018, ante la suprema corte del estado de California, obviamente en Estados Unidos.

Acusan a Overwatch de no ser diverso por la falta de un personaje afroamericano

La demanda formal acusa a la empresa de una serie de actos considerados machistas y sexistas, además de varios incidentes de acoso sexual que fueron ignorados. Entre las alegaciones de las demandantes se incluyen:

  • Brecha salarial: a pesar de ocupar puestos abandonados por sus superiores, la empresa nunca les reconoció el cargo o aumentó el salario como correspondía y en lugar de eso contrataron hasta 3 hombres uno tras otro para ocupar el puesto de forma oficial.
  • Sabotaje de carrera: las demandantes aseguran que ellas, otras empleadas y ex empleadas de Riot Games han visto sus carreras truncadas debido a las muchas dificultades que la compañía pone, como cambiarlas de sede, separarlas de sus equipos o darle prioridad a los miembros masculinos de la plantilla laboral en conseguir puestos mejores.
  • Amenazas: tal como lo ha publicado Kotaku en sus reportajes especiales, varias de las empleadas que hablaron y expusieron el machismo dentro de la compañía sufrieron represalias y amenazas por parte de sus compañeros y directivos.
  • Comentarios y “bromas” pesadas de tono: varias empleadas y ex empleadas se han quejado de muchas situaciones incómodas debido a que los empleados les hacen comentarios con implicaciones sexuales y usando lenguaje tóxico además de participar en acoso hacia empleadas por su condición de mujer.

¿Un streamer de Twitch desprecia a las mujeres o protege su vida privada?

Además de una compensación económica McCracken y Negron pretenden con su demanda, acabar con el ambiente tóxico que gobierna Riot Games, compañía cuyo eslogan, según su propio co-fundador Brandon Beck, es: “un No, no necesariamente significa no”.

¿Cómo afecta esto a League of Legends?

Lamentablemente esta situación no es nueva en Riot Games y mucho menos en toda la industria de los esports y los videojuegos en general, más lamentable aún es que a pesar de que se hayan expuesto a personas por nombre y apellido, estos acosadores continúen en sus puestos gerenciales, gozando de completa impunidad mientras las víctimas sufren aún más acoso.

League of Legends es uno de los videojuegos más populares e importantes del mundo, con cientos de millones de jugadores y espectadores, cuyos responsables están enriqueciéndose al mismo tiempo que maltratan a una importante porción de su base de jugadores.

League of Legends
Mientras unos acusan a Overwatch de ser poco inclusivo, Riot Games dice: “sostén mi cerveza”.

¿Se debe hacer un boicot contra LoL? no, aunque definitivamente Riot Games vería muy afectadas sus ganancias si de un día al otro todas las mujeres que juegan y consumen su producto estrella decidiera darle la espalda. Tristemente este es un escenario muy poco realista, por lo que, en lo que algo sucede, la demanda interpuesta por McCracken y Negron así la constante crítica activa de los medios y usuarios, son las únicas armas que tenemos para frenar estas despreciables conductas.