¿Epic Fail? Editorial de Kimetsu no Yaiba intenta registrar patrones y es rechazado

El intento de la editorial Shueisha de registrar los patrones de la ropa de los personajes de Kimetsu no Yaiba dejó resultados mixtos

Kimetsu no Yaiba sigue manteniendo su gran popularidad. A pesar de que su manga ya terminó, en lo que va del 2021 sigue siendo el más vendido. Su película es la más exitosa de la historia del país del Sol Naciente y las repeticiones de su anime siguen teniendo buena audiencia.

Muchos esperan la fecha de estreno de su segunda temporada. En lo que se refiere a sus artículos, algunos se venden bien y otros no. Pero lo suficiente como para seguir produciéndolos.

Shueisha busca registrar patrones de Kimetsu no Yaiba

En vista de lo anterior, existe una gran demanda por productos basados en la franquicia, algunos oficiales y otros no tanto. Es por lo mismo que Shueisha, la editorial dueña de los derechos de ésta, registró ante la Oficina de Patentes de Japón una serie de patrones inspirados en sus personajes.

De esta manera pretende evitar que individuos y compañías lucren con su propiedad. En total fueron seis, y se esperaba que todos se aprobaran.

Kimetsu no Yaiba: Revelan cómo se vería Zenitsu en Dragon Ball, Naruto y Shingeki no Kyojin

En mayo pasado la oficina respondió. Tres de los patrones, que corresponden al atuendo del mismo número de Pilares de Kimetsu no Yaiba, fueron aprobados.

Se tratan de los pertenecientes a Giyu Tomioka, Shinobu Kocho y Rengoku Kyojuro, que esta entidad consideró que eran lo suficientemente distintivos. Pero al mismo tiempo, rechazó los correspondientes a Tanjiro y Nezuko Kamado, así como el de Zenitsu Agatsuma. ¿Por qué razón?

La Oficina de Patentes aprobó tres de ellos y rechazó otros

Al parecer, ninguno de estos tres son lo suficientemente diferentes como para ser identificados por su cuenta. Se dejó ver que los patrones solo eran un conjunto de figuras geométricas de índole decorativa.

Además, hay precedentes históricos de su uso, lo que era de esperarse. En el caso del de Tanjiro, es solo un diseño cuadriculado, y el de Nezuko, estilo hojas de cáñamo. El de Zenitsu tampoco destaca por ser muy original.

A pesar de este rechazo de los patrones de Kimetsu no Yaiba, Shueisha puede apelar por escrito en un plazo de 40 días. De momento el asunto está bajo revisión.

Estos diseños pueden usarse en infinidad de artículos, y no solo de tela. También cubiertas para móviles y hasta en software. Será cosa de ver si la Oficina de Patentes de Japón se deja convencer. Son diseños de un uso tan general que quizá lo mejor es que no sea autorizado su registro.

Fuente.

animeKimetsu no YaibaMangaShueishaufotable